Publicado el

Imagina tu cabecero

Cabecero de madera moderno

      Precisamente éso queremos proponerte ésta semana, imagina que ésta parte de tu habitación que nunca pasa desapercibida, el cabecero, te da la oportunidad de cambiar la apariencia de tu dormitorio, dándole un aire nuevo y tu toque personal.

Es una pieza simple, atemporal que mejora la estética general del dormitorio y es punto de referencia de la situación de la cama. Su función es proteger por un lado la ropa de cama y por otro evitar golpes en la pintura o decoración de nuestras paredes.

Dormitorio de estilo industrial

 

Suelen ser de una sola pieza rectangular o cuadrada, unos abarcan al menos el ancho de la cama, otros sobresalen entre 20 y 40 cms. y los hay que ocupan todo el plano de la pared. También los hay bajos y altos (éstos son ideales

para leer o ver la TV ya que nos sirven de respaldo), pero habrá que evitarlos si la habitación no es grande o no tiene demasiada luz.

Pueden ser de madera, tapizados en tela, de cuero, de escayola, de metal o de fibras naturales. Los colores más habituales son el blanco, negro, crudo, gris y chocolate siempre en contraste con el tono de la pared ( claro y oscuro) y en concordancia con la decoración o estilo del resto de la estancia.

Cuadro mural como cabecero de tu cama

También hay que tener en cuenta a la hora de comprarlos, que los hay como piezas independientes que van pegadas a la pared (lo que te da más opciones de cambio en su decoración) o que forman parte de la propia cama , siendo inamovibles durante mucho más tiempo.

Los hay clásicos, modernos, rústicos, vintage pero últimamente hay una tendencia presente de crear nuestro propio cabecero, dejando volar tu imaginación y con mil formas diferentes e incluso reutilizando elementos viejos que podemos reciclar para poder crear muebles nuevos.

Cabecero de cama clásico

Por ello queremos darte algunas sugerencias para que puedas decorar ésta parte de tu dormitorio o reformarlo para darle un cambio o estilo nuevo:

-Biombo: es una solución ideal cuando has de colocar la cama en una esquina, porque aprovechas muy bien el espacio y accedes a ella por los laterales.

Cuadros: uno por sí solo o en conjunto en forma de composición al igual que marcos con tus fotografías favoritas pero siempre elegirlos en tonos neutros o pasteles que inviten al relax y al descanso.

Cabecero cuadro moderno

-Cabecero de obra tipo muro con soporte de madera (normalmente realizada a medida) y de fondo tienen entre 15 y 20 cms. con huecos, cajones y compartimentos secretos a modo de mesitas integradas, para que puedas guardar todas tus cosas.

Cabecero muro de obra

-Tapizados: es una de las opciones más demandadas, realizadas en multitud de colores, diseños y tejidos, siendo una solución clásica que no ha pasado de moda y que coordina perfectamente con cualquier estilo. En los diseños modernos y minimalistas se utiliza mucho el Capitoné, de estilo inglés, y de algodón o terciopelo; es un tapizado acolchado con varios botones colocados de forma ordenada y que se emplea también en otro tipo de muebles. Es importante escoger un tejido resistente y sufrido, para que aguante los roces del uso diario.

Cabecero de cama en capitoné

-Cabecero de madera: tallados o lisos, es el material más de tendencia en éste año 2017, ya que optar por él siempre es una apuesta segura. Te pueden servir también, murales y paneles decorativos, solos o una composición de los mismos.

Cabeceros de madera tallada

-Una puerta antigua, una ventana, una reja o barandilla usada de forja, a las que podemos reciclar, dándoles un nuevo uso, previamente restauradas y pintadas para darles un toque actual, aunque sigue gustando mucho el efecto desgastado.

-El cabecero blanco es ideal para habitaciones infantiles y con ellos se consigue mayor sensación de amplitud y claridad.

-Tapices, cojines, vinilos, palets, unas vigas antiguas, luces…las posibilidades son muchas y sin gastarse mucho se pueden conseguir buenos resultados originales y decorativos.

Dormitorio moderno minimalista

 

-Sin cabecero: otra opción es colocar tu cama debajo de una ventana, de esa forma aprovechas mucho mejor éste espacio y podrás disfrutar del sol de la mañana, antes de levantarte. También puede funcionar pintar la pared a rayas de forma diferente al resto de las paredes o decorar la pared donde apoyes la cama con un papel pintado que puedes rematar enmarcándola en una moldura fina de madera.

Dormitorio rústico sin cabecero

Y puesto que el dormitorio es una de las estancias más importantes de nuestro hogar, donde nos sentimos cómodos y relajados, nuestro lugar más privado e íntimo, tu elección del cabecero debe ir en consonancia con ésta idea…que decore y te permita tener cerca todo lo que necesitas en tu rincón de calma y descanso.

 

 

 

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *